Incendio en Barranquilla: recomendaciones para cuidar la salud

0
345
Incendio en Barranquilla, MinAmbiente emite recomendaciones para el cuidado de la salud

Este miércoles hizo que Barranquilla estuviera en los ojos de todo el país debido a la emergencia provocada por un incendio. Este se presentó desde las 4:00 a.m. en una fábrica ubicada en la Vía 40 y sus llamas siguen vivas.

También puedes leer: Entregan más de 100 títulos de vivienda a familias para navidad

La conflagración lleva activa más de 24 horas y la emisión de humo derivado del fuego enciende las alarmas en la población. Como principal medida preventiva, las autoridades desalojaron las fábricas aledañas a la afectada por las llamas y cerraron un tramo de la Vía 40.

Sin embargo, pese a la alta densidad de humo, el Gran Malecón sigue abierto a los visitantes, igual que los parques cercanos a la fábrica y en el norte de la ciudad.

A su vez, el alcalde de Barranquilla aseguró que el humo no generará una alerta de salud pública por cuenta del incendio. Sin embargo, médicos consultados por Like Barranquilla coinciden en que es necesario utilizar tapabocas.

Todo esto porque la humareda puede provocar afecciones respiratorias, reacciones alérgicas e irritar los ojos y la nariz.

Recomendaciones del Ministerio de Ambiente ante el incendio en Barranquilla

De acuerdo con el Ministerio de Ambiente, inhalar humo negro puede ser altamente peligroso para la salud.

Por otra parte, ante la cercanía de la fábrica con el río Magdalena, los vientos pueden llevar la humareda a varios metros de distancia, tal como pasa con las quemas que se presentan periódicamente en Isla Salamanca.

En ese sentido, lo que recomiendan las autoridades locales es:

  • Usar tapabocas correctamente, tapando nariz y boca, para evitar la inhalación del humo.
  • Hidratarse frecuentemente.
  • Usar gafas para proteger la vista.
  • En lo posible, tratar de mantener ventanas cerradas si hay mucha incidencia de humo en el ambiente.
  • Proteger a las mascotas al interior de sus hogares. Disponer agua fresca para mantenerlas hidratadas.

Médicos epidemiólogos consultados por este medio sugieren mantener cerradas las ventanas de las casas y también conducir con los vidrios arriba.

Además, ante el tamaño de la ciudad y la influencia de los vientos en la misma, la propagación de contaminantes en el aire podría expandirse de forma rápida. Por eso, se sugiere mantener las medidas hasta una semana después de mitigado el fuego.

Deja una comentario